Pokemon Conquest

Dentro de toda la fiebre de “Pokémon X” y “Pokémon Y”, parece ser que nadie se acuerda de los anteriores juegos, y menos aún de los spin-off que, sin aportar nada nuevo a la historia principal (por no decir que no la tocan para nada), consiguen entretenernos durante unas cuantas horas con el mismo tema que los juegos principales, el trasfondo Pokémon.

Pokémon Conquest (Tecmo Koei, 2012), también llamado Pokémon + Nobunaga’s Ambition en Japón y traducido no oficialmente como Pokémon y La Ambición de Nobunaga, es un spin-off  doble, de la Saga Pokémon con la Saga Nobunaga’s Ambition que, para los no puestos en el tema, es una saga de videojuegos de estrategia situada en el Japón Feudal de la mano de la empresa desarrolladora de videojuegos japonesa “Koei”. La Saga Nobunaga’s Ambition está disponible para múltiples plataformas como lo son la ya difuntas Play Station 2 o Wii o incluso hay uno para PC.

En Pokémon Conquest comenzamos eligiendo personaje principal, chico o chica, según lo que seamos (aunque nuestro Pokémon inicial será el mismo, Eevee) y se nos pone en situación de que acabamos de ascender a Warlord (o Jefe Militar) de Aurora, la persona más influyente en ese reino, y nuestro cometido es llevarlo a la paz. Para ello, retamos a los Warlords de los reinos vecinos en una batalla con Pokémon y mucha, mucha estrategia.

MainBoyGirlEeveeSetFlat1

Dice una leyenda que si un Warlord logra unificar todo el reino de Ransei bajo su mando, Arceus, el dios Pokémon, aparecerá y traerá la paz a esta región.

Nuestro cometido parece fácil, derrotar a todos los Warlords de la región de Ransei para que Arceus nos ayude a traer la paz al reino, pero si no estás acostumbrado a los juegos de estrategia puede ser un poco lioso al principio, aparte de que hay que hacer varias observaciones para los que están acostumbrados a jugar a Pokémon.

En este juego los Pokémon no se atrapan con Pokeballs, sino que se tiene que hacer un “Link” con ellos, algo así como convencerlos para que se unan a tu causa, aparte de que algunos guerreros se te unirán en tu viaje por Ransei, algunos de ellos Warlords de otros reinos (también pertenecientes a Ransei) y ellos también pueden hacer “Links” con Pokémon salvajes.

Dichos “Links” tienen nivel y eso se refleja en el color de la “moneda” que se ve encima de un Pokémon salvaje cuando vas a intentar hacer uno. Normalmente es bronce, los guerreros que tengan más afinidad los verán plateado, y si la afinidad es máxima el link se verá de color oro.

PerfectLink

El/La protagonista tiene un “Perfect Link” con su Eevee

Cada Warlord (incluido el personaje principal) puede hacer un “Perfect Link” (la moneda sale de color oro) con un Pokémon legendario, pero los Pokémon legendarios no salen así porque sí, hay una serie de requisitos que se tienen que cumplir. Os los encontrareis aquí.

Al principio del juego no estarás solo/a, como en los demás juegos de Pokémon. Se te unirá Oichi, una guerrera que tiene a un Jigglypuff como acompañante, que busca ayudarte a traer la paz a Ransei y te ayudará en tu propósito uniendo sus fuerzas a la batalla. En el transcurso de la historia te dirá el motivo que tiene para hacerlo.

Dentro de las ciudades de cada Warlord, hay edificios como “Cueva”, “Tienda”, “Tienda de Ponigiri”, “Mina subterranea”, etc, donde comprar, hacer algún evento o simplemente hacer Link a Pokémon salvajes que encuentres. Estos edificios tienen nivel, esto quiere decir que cuanto más nivel posean, mejores eventos y Pokémon habrá (tenéis una lista completa de los lugares con sus reinos aquí).

Como en todo juego de Pokémon o RPG por turnos, las fuerzas y debilidades de los Pokémon importan, tanto como el objeto que tengan asociado. Si no asocias un objeto a un Pokémon, en medio de la batalla no puedes usar la “mochila” para usar uno y si tienes un ejército de tipo planta y tus contrincantes tienen tipo fuego… huye.

ProtaChica

ProtaChico

Los guerreros pueden evolucionar o transformarse (al igual que los Pokémon) para mejorar sus habilidades, a esto se le llama “Transformación Guerrera”. Además tienen que asignar a un Pokémon principal para entrar en batalla, ya que aunque tenga cada uno un equipo de 6 Pokémon, solo peleará 1. Haciendo así un equipo de 6 Pokémon combatientes, 1 de cada guerrero.

battleHabiendo explicado ya el objetivo del juego, nos meteremos en mecánica. Al retar a los Warlords vecinos entraremos en una batalla estilo “Final Fantasy Táctics” contra su equipo de guerreros y Pokémon. La única pega que veo es que a diferencia del citado juego, Pokémon Conquest no te deja elegir los lugares iniciales ni la ubicación de tus Pokémon, no teniendo así total control de la estrategia a seguir. Puede ser una nimiedad, pero como ex-jugador de FFTáctics lo noto. Había partidas que ganaba solo por la ubicación de mis tropas.

Salvo ese pequeño detalle, la mecánica es igual, atacas a los Pokémon enemigos con el rango de ataque que tengas y según tu fuerza, debilidad y posición, acertarás el ataque (o lo fallarás) y harás un porcentaje de daño u otro. Los Pokémon tienen habilidades, por ejemplo si tienes un Flareon y te atacan con lanzallamas, este ataque te hará 0 puntos de daño, por la habilidad que tienes al ser Pokémon de fuego. Al igual que los Pokémon, los guerreros también pueden usar sus propias habilidades, aunque solo sobre su Pokémon, por ejemplo la habilidad del personaje principal chico (desconozco si en la chica es igual) cuando hace su transformación guerrera consiste en mejorar el ataque y el rango de movimiento de su Pokémon en batalla.

Puedes aprovechar elementos del escenario para atacar o bien tener cuidado con ellos. En uno de los escenarios hay pelotas gigantes que puedes golpear y ellas rebotarán en la dirección golpeada, haciendo así daño a todos los Pokémon en su camino (incluso a los aliados), en otro, el escenario completo es una gran placa de hielo, por lo que los Pokémon que no sean de ese tipo resbalarán sin control. En resumen, hay que aprovechar el terreno y también tener cuidado con él.

Mitsuhide_ArticunoShingen_Groudon

En tu viaje por Ransei te encontrarás distintos reinos con sus correspondientes Warlords a los que retar

y cada reino se especializará en algún tipo de Pokémon concreto, en ese sentido me recordaba bastante al tema de los líderes de gimnasio en la saga principal, y como “trofeo” por vencerles, algunos Warlords, junto con algunos guerreros de sus filas se unirán a tus filas.

Salvo algún pequeño fallo (como el de la ubicación de los Pokémon al comenzar la batalla) me parece un buen juego para disfrutar, sobre todo si como yo, no solo buscáis divertiros, sino obligarse a pensar y a usar la lógica. Aunque a veces tengo que reconocer que se torna algo repetitivo si solo vas a pelear y ya está. Para disfrutar este juego, tienes que analizar cada detalle y actuar en consecuencia. Para finalizar, tengo que hablar del uso de las “Codigos”. Pokémon Conquest permite el uso de unos códigos especiales (algo así como el GameShark pero en legal) que habilitan o activan misiones especiales, eventos y Pokémon imposibles de conseguir de otra manera. Tales como las misiones especiales de Keiji y Okuni o la capacidad de poder conseguir a Reshiram, por poner algunos ejemplos. La lista completa de códigos la podéis conseguir aquí.

En el juego, podemos encontrarnos algunas situaciones o detalles que nos sacarán alguna sonrisa como por ejemplo darnos cuenta de que el mapa de Ransei es un “Arceus” además de que analizando bien la historia de “Pokémon Conquest” nos damos cuenta de que hay un fallo garrafal. El Pokémon legendario asociado a Kenshin el Warlord de Illusio, que usa Pokémon tipo Psíquico, es Mewtwo. Un Pokémon que no se crearía artificialmente hasta muchos años después de la situación de Pokémon Conquest debido a la manipulación del ADN de Mew.

Ransei_mapaKenshin2_Mewtwo

 

Iván Alcañiz

Administrador de Sistemas Informáticos y Redes. En su blog Documentos Sin Archivar habla sobre informática “de calle” y plasma sus opiniones sobre el mundo del videojuego.
Blog: http://dsa-chanchi.blogspot.com.es/

@DsaChanchi

Comentar

  • (will not be published)